We Love Flamenco dicta las tendencias de moda flamenca para 2018

Los onubenses Juan Boleco y Javier Mojarro apostaron una vez más por las vanguardias. Viviana Iorio Nieves San Gregorio y Mónica Méndez con sus creaciones clásicas para la feria no defraudaron. Desde Jerez debut de Belulah. Aclamado desfile de cierre de Rosa Pedroche.

Finaliza We Love Flamenco que ha dictado las tendecias de moda flamenca para este año 2018.

Un total de 33 desfiles han vestido de volantes el Salón Real del emblemático hotel Alfonso XIII con más de 1000 looks flamencos.

Mercedes Dobenal fue la encargada de dar el pistoletazo de salida de este último día a las 12:00h. ‘A mis flamencas’ fue la colección que la diseñadora cantillanera quiso dedicar “a esas mujeres de todas las edades que se han acercado año tras año hasta el taller de Cantillana” de Mercedes Dobenal. Una colección llena de colorido fue la que presentó la diseñadora, llena de estampados, lunares, volantes de capa y escotes, tanto en los trajes costumbristas y las batas de romería. “Las de siempre” fueron las hechuras de las propuestas de Mercedes Dobenal, según ella, “hechas para ir de la pasarela a la feria, o a los caminos”.

A las 1 del mediodía les llegó la hora a Viviana Iorio y a Nieves Pérez San Gregorio. ‘Tango’ fue la colección de la diseñadora Viviana Iorio, asentada en Málaga, y cuyos trajes hicieron alarde de talles largos y escotes prominentes, que dieron importancia a la sensualidad de la flamenca. Gasas, sedas y otros tejidos como el terciopelo, fundamental en la colección, cobraron forma de volantes vaporosos, llenos de carruchas y estampados con motivos creados exclusivamente para sus diseños. Nieves Pérez San Gregorio fue la encargada de redondear los trajes de ‘Tango’ con su colección de complementos, fabricados con resina, pedrería natural y perlas, que podrían combinarse a la perfección en cualquier ocasión especial. Chalequillos y mantones vintage “al más puro estilo de nuestras abuelas”, fueron los indispensables para la diseñadora, cuya apuesta cromática se centró en el color rojo, junto a los malvas y el berenjena.

Ventura fue el tercero en presentar colección en esta jornada de domingo que sirvió de colofón a la sexta edición de We Love Flamenco, donde los amantes de la moda flamenca han podido ver más de 1000 trajes que han sentado las tendencias de las próximas fiestas y romerías de nuestro país. ‘Mi refugio’ fue la colección de Jonathan Sánchez Ventura, quien supo impregnar de recuerdos, estampas y costumbres su esperado desfile. El que hace dos años resultara ganador del certamen de noveles que Go! Eventos y Comunicación realiza junto con Prodetur – Turismo de Sevilla, volvió a sorprender a todos, como en su debut lo hizo, con unas propuestas confeccionadas en una amplia variedad de colores. Desde el blanco, hasta el negro y pasando por amarillos, azules, verdes y rojos bailó la colección de la firma Ventura, cuyos trajes usaron el organdí, el satén matificado y también la seda. Imponentes enaguas de popelín inundaban los bajos de los trajes de Ventura, que nos abrió de par en par las puertas de su refugio, “la Sevilla flamenca que yo veo”, explicó Jonathan.

La sesión de tarde la abrió Juan Boleco, que a las 16:30h presentó su colección ‘Catarsis’. Una de los desfiles más esperados fue también el del onubense, quien supo una vez más no defraudar a su público, que vio como las combinaciones más imposibles en materia de estampados cobraban vida en los trajes de flamenca que Juan Boleco propuso para la próxima temporada flamenca. Colores saturados sobre un constante negro y cortes inusuales, que dejan a un lado el patrón de costadillos tradicional en el mundo flamenco, fueron los protagonistas de esta delirante colección.

Mónica Méndez también tuvo su momento de gloria alrededor de las 5 y media de la tarde, cuando el Salón Real se llenó de un público ávido de conocer sus apuestas para la próxima primavera. ‘Vivir’ se llamaba la colección que la diseñadora presentó en esta sexta edición de We Love Flamenco, y con la que dejó claro que sus propuestas de tendencia son las siguientes: mangas de farol, al codo con volantes y con volantes al hombro, faldas ceñidas hasta la cintura y con mucho vuelo, y un patronaje de lo más variado. Las blusas tipo camiseta y los conjuntos compuestos dieron más algarabía al desfile, que no solo contó con trajes monopieza. 20 años cumple Mónica Méndez en el sector de la moda flamenca y quiso celebrarlo con todo un arco iris de color, como el que pudo verse en su colección: aguamarina, amarillo, buganvilla, rojo y también negro, marfil y blanco.

Otras que no dejaron en el tintero el colorido que trae consigo la primavera fueron las diseñadoras Natalia Gómez y Susana Quirós, cabezas diseñadoras de la firma Belúlah. ‘Amapolas’ es la colección que presentó la firma jerezana como apuesta para la temporada flamenca 2018. 35 fueron las propuestas entre las que pudimos ver composiciones de dos piezas, además de trajes con diseños versátiles, tanto para ferias, como para romería, y también algunos otros más que aptos para eventos de día. Tirantes, mangas de blusa y faldas con caída y movimiento fueron los imprescindibles de Belúlah, que se abanderó la tendencia tejana, con pañuelos, flecos y cinturones de piel. Los maxipendientes de aro fueron el colofón en cada uno de los looks que presentó Belúlah.

El penúltimo desfile de la semana de la moda flamenca llegó desde Huelva de la mano de Javier Mojarro, el joven diseñador que tras presentar colección en VIVA by WLF, debutó este año en We Love Flamenco con ‘Qué heavy eres, Juana’. Su nueva colección, inspirada en una escena de ‘Kika’, de Almodóvar, llevó como hilo conductor el imaginario del renombrado director español. Así, la fuerza y la estética muy marcada no faltó en las flamencas de Javier Mojarro, que con el estilismo supo dar un sabor ochentero y noventero a sus trajes de flamenca. Mangas de murciélago, de farol y mucha hombrera, son las fuertes propuestas del diseñador onubense, que eligió tejidos clásicos mezclados con vinilos y látex en una gama de colores vivos como el fucsia, el pistacho y el rojo. Tampoco olvidó el animal print y los lunares en una colección que no dejó indiferente a nadie.

La sexta edición de We Love Flamenco cerró sus puertas con el desfile de la firma sevillana Rosa Pedroche. ‘15’ es el nombre de la colección que Rosa Pedroche presentó en el Salón Real del Alfonso XIII, lleno a rebosar de su fiel público. Dos ambientes distintos fueron los que se recrearon sobre la pasarela: la primera parte, una clara apuesta por el negro, mezclado con bordados, estampados fuertes y lunares, que pudieron recordar a la estética Wisconsin. La segunda parte estuvo inundada por el color de los estampados florales y los relieves, que finalmente se volvieron a aunar en una sola creación que puso fin a ‘15’. Unos cortes de patrón más que mimetizados con la figura y las curvas de la mujer flamenca fueron los que utilizó Rosa Pedroche para crear esta colección, inspirada en el sur.

 

Sin ellos no es posible

PATROCINADORES OFICIALES

MEDIOS OFICIALES